Lugares de Interés en Álava: Casa torre Varona y jardín botánico de Sta Catalina

Hace hoy justamente tres años, estuvimos un fin de semana, en Osma, en el valle de Valdegobía, Álava.

Ha pasado tres años y aún me acuerdo del alojamiento, del paseo, del museo, del olor a leña, a fresco, a verde, a lluvia. Del silencio, la tranquilidad, los colores de otoño, del helado de queso de Idiazabal, de...




       Hay sitios que te dejan una huella imborrable, este es uno de esos sitios. Porque hubo de todo, historia, naturaleza, sabores... Y todo a un paso de casa. Una verdadera gozada.

Encontré en Top Rural, este establecimiento CASA URRUTIA. Y no pudimos estar más contentos. Un alojamiento familiar, con una decoración muy cuidada y acertada, una cocina maravillosa (todavía saboreo el helado de queso de Idiazabal con tejas, de postre) unos desayunos copiosos, una alegría y simpatía maravillosa. Es de esos sitios que te sientes tan bien, que te entran ganas de volver siempre a que te mimen.


Aquí os dejo las fotos que hice a las manillas de las puertas de las habitaciones, decoradas cada una de forma distinta: fashion, clásica, rustica, medieval y moderna. La moderna (en blanco y negro fue la nuestra). Era tan moderna, que nos tuvo que enseñar a utilizar los grifos de la ducha, jajajaja. Super cómoda, bonita y funcional.

La última foto, es el asiento y el centro de flores de la entrada. Ya os digo, que es un sitio precioso. Si tenéis oportunidad, no lo dudéis, no os decepcionará. Palabra.


Casa_torre_de_Varona_Villanañe_Álava- Una de las visitas que hicimos (y que disfruté como una enana) fue a la Casa-Torre de Varona.
Historia pura y dura. Con leyenda incluida de una mujer fuerte y valerosa.

Un descendiente de los Varona, nos guió por todas las estancias, contándonos con pasión, la historia de su familia. Es increíble y evocador, que alguien tan cercano y tan ligado a esas piedras, contase cosas sobre su familia. Es de agradecer.

Me tendríais que ver. Me arrimaba a él en el grupo, olvidándome del maridín. Para así, no perderme ni una palabra de todo aquello que contaba, de las preguntas que respondía o de los chascarrillos que contaba. Me encanta la historia y quería escucharlo todo.

Así era en un principio, una torre...

Casa_torre_de_Varona_Villanañe_Álava-

Después se construyó el palacio. En la actualidad está restaurado. Es precioso.

Casa_torre_de_Varona_Villanañe_Álava-

Esta es la puerta de entrada....

Casa_torre_de_Varona_Villanañe_Álava-

Casa_torre_de_Varona_Villanañe_Álava-

Y estas fotos son detalles de la fachada y foso.

Casa_torre_de_Varona_Villanañe_Álava-

Y esta otra foto, es la vista de Villanañe, desde cerca de la torre.

Villanañe_Álava-

Y teníamos programada otra visita, El jardín botánico de Santa Catalina, en Trespuentes - Álava.
Maravilloso. Increíble. Fascinante. Colorido...
La mejor época para su visita (a mi gusto) es al principio del otoño. Nosotros fuimos en noviembre...
No. Hay que ir un poco antes, así se pueden ver todos los árboles cambiando de color. 

Llovía y no había más visitantes que nosotros dos. Nos acogió una mezcla de olores a humedad y hojas muertas. Silencio humano, pero no para la flora y la fauna. Se oía, las hojas movidas por el viento y las gotas de lluvia y se oían, distintos cantos de pájaros, estábamos solos pero muy acompañados.

Hay tres zonas: la umbría, el fondo del valle y la solana.
Esta foto, pertenece a la entrada, en el fondo del valle

Jardín Botánico de Santa Catalina, Trespuentes Álava-

El camino enmoquetado de hojas muertas.

Jardín Botánico de Santa Catalina, Trespuentes Álava-

Pero lleno de verde, mirases donde mirases.

Jardín Botánico de Santa Catalina, Trespuentes Álava-

En la zona Umbría, el musgo.

Jardín Botánico de Santa Catalina, Trespuentes Álava-

En el fondo del valle, el riachuelo con nenúfares.

Jardín Botánico de Santa Catalina, Trespuentes Álava-

Ruinas invadidas por la vegetación.

Jardín Botánico de Santa Catalina, Trespuentes Álava-

O vegetación invadida por las ruinas.

Jardín Botánico de Santa Catalina, Trespuentes Álava-

Nudos duros.

Jardín Botánico de Santa Catalina, Trespuentes Álava-

O delicadeza blanca.

Jardín Botánico de Santa Catalina, Trespuentes Álava-

En la Solana (parte sur siempre acariciada por el sol) animales de madera.

Jardín Botánico de Santa Catalina, Trespuentes Álava-

O un hombre de madera, de ojos inquietantes, mojado por el reciente chaparrón.
Comenzaba a secarse porque el sol empezó a salir, tímidamente entre las nubes.

Jardín Botánico de Santa Catalina, Trespuentes Álava-

Las ruinas del monasterio de Santa Catalina.

Jardín Botánico de Santa Catalina, Trespuentes Álava-

Unas rosas en la plaza de las Rosáceas.
No sé a vosotros, pero a mí me encanta esta foto, me quedó muy chula.

Jardín Botánico de Santa Catalina, Trespuentes Álava-

Jardín Botánico de Santa Catalina, Trespuentes Álava-

Y comenzó a llover de nuevo...

Jardín Botánico de Santa Catalina, Trespuentes Álava-

Más hojas del Arce de Montpellier, logo del jardín botánico, amortiguando nuestros pasos hacia la salida.

Jardín Botánico de Santa Catalina, Trespuentes Álava-

Otra variedad de Arce (hay más de 100 especies distintas)

Jardín Botánico de Santa Catalina, Trespuentes Álava-

Y como siempre, me he dejado muchas fotos en el tintero. Pero lo que me gustaría es que vosotros mismos descubráis el jardín.
Porque es un paseo maravilloso, donde descubres muchísimos tipos de árboles, una huerta, ruinas, cactus, olivos, plantas aromáticas, estatuas, aljibes... Y porque es precioso en otoño, pero no puedo imaginar, cómo será en primavera con una explosión floral. 

Espero que os haya gustado y que si tenéis oportunidad, os recomiendo una excursión a Álava, tiene mucho por descubrir.

Hasta pronto.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por comentar y por tu visita.
¡Vuelve pronto! Besos

Blogging tips