34 Desembalaje Bilbao, edición especial

Hace poco más de una semana. El fin de semana pasado (19 y 20 de noviembre) andaba por el BEC, tirada por los suelos, haciendo fotos... A Caty Blythe. De ahí que fuese la 34 Desembalaje Bilbao, edición especial.


caty blythe en el desembalaje
Pillada "in fraganti" por Garbiñe de El Baúl de Hojalata

Pero cuando digo especial, me quedo corta... Suuuúper especial.
Desde la organización de la Desembalaje, me propusieron una exposición de fotografías de Caty Blythe, para la próxima edición la 35, en marzo de 2017.

Por supuestísimo, acepté gustosa el reto. Así que con todo preparado, me dispuse a hacer fotos chulas para poder exponerlas en marzo. 

Lo llevaba todo todo preparado, no en vano, en la foto de Garbiñe, me podéis ver que a la espalda llevo una mochila naranja. En ella llevaba: un cargador para el móvil y la cámara (no es cuestión de quedarse a medias)

También llevaba, dos destornilladores por si necesitaba abrir a Caty, en un arreglo rápido. Vale, llámame neurótica. Yo me veo más, neurótica - previsora. Pero, si por una casualidad, muy casual, que sólo pasa cuando el sol se pone en linea con saturno y sube la marea en hora impar, y se le estropea digamos el mecanismo de los ojos. ¡Qué puede pasar! Rauda y veloz, saco la herramienta y en un pis pas, todo volvería a su sitio. Jajajaja.

Así que acompañada de mi amiga Nekane y armadas de un plano del pabellón, nos dispusimos a recorrernos todos los expositores, buscando la foto perfecta, para Caty.


Nire Barregozoak y silmariñecas


Para ser sinceros, estaba un poco nerviosa. Porque si que estoy acostumbrada a hacer fotos de objetos antiguos, dentro del entorno desembalaje. Pero incluir a Caty Blythe, me parecía un reto. Porque tenían que ser fotos naturales. No la muñeca plantada allá en el medio de cosas.

Tenía que ser igual que cuando hago fotos durante las excursiones, pero el paisaje y el fondo cambiaban un poco. Tenía que ser Caty, allí también.

Así que las primeras fotos, fueron un poco atolondradas. Entre la gente que había, comentar con los expositores lo que estaba haciendo, o pedir permiso para ponerla en algún sitio, anduve un poco nerviosa al principio.

Después con la inestimable ayuda de Nekane (Nirebarregozoak) y una vez que me encontré a gusto, comenzó a ir sobre ruedas y a salir fotos realmente bonitas.

A todo esto, Caty Blythe, iba vestida adecuadamente para la desembalaje. ¿A qué está guapísima?




Unos días antes anduve cosiendo. Primero hice la chaqueta con los vivos en "pelo", al que le puse el cinturón con detalle de bolitas de swarosvki, que a lo mejor reconocéis. Porque lo mismo se lo pongo en el pelo, que en el cinturón.


cosiendo para Caty Blythe


Después, hice la falda tipo lápiz y arreglé aquellos pantys que Nekane y yo compramos, pero que no sirvieron para nuestras muñecas, porque no eran la talla correcta. Así que he cortado por lo sano y he hecho unas bragas y unas medias con liguero. 

cosiendo para Caty Blythe


Pero también le hice un bonito y retro bolsito. Para ello seguí el patrón y el tutorial de Silkspike, hecho con un clip o pinza negra de oficina, forrado con tela de raso.

Lleva también piedritas de swarosvki que tenía por casa, que en un principio eran para otro proyecto, pero no salió y quedaron ahí aparcadas. Hasta ahora.


bolsito vintage hecho con clip negro de metal de oficina


Y con Caty, guapa guapa, me fui a un parque de mi pueblo, cercano al curro y allí le hice fotos con su ropa nueva.


Caty blythe doll

Y así comenzó nuestras aventuras por la 34 Desembalaje Bilbao. Con paso firme.

Caty blythe en la desembalaje bilbao

132 expositores, con miles de objetos antiguos, vintage, almoneda y retro. Un mundo para perderse curioseando para buscar decoración o para hacer fotos o buscar tesoros.

Y Caty se quedó atrapada en la desembalaje, como una pequeña Ann Darrow, la chica rubia de King Kong.

Caty blythe en desembalaje


Logramos zafarnos de la mano, para ir a los Diálogos con las antiguedades, donde Garbiñe Viso, administradora de El Baúl de Hojalata, nos contó "Los juguetes. La historia a través de una mirada diferente"

A mí se me hizo corto y muy interesante. Desde la antigüedad los niños han jugado y de su mano conocimos un poco cómo fueron esos juguetes. 

Una gozada, porque a mi me gusta mucho saber y con ella aprendimos unas cuantas cosas. ¡Gracias Garbiñe!


Después de comer, reanudamos nuestra búsqueda de la foto chula. Y en esas estaba, intentando que no se viera la sujeción que le pongo a Caty, para que se mantenga en pie, cuando Garbiñe me hizo la foto a "traición"☺

Fue un día agotador. Porque una vez que Nekane se marchó, yo continué un rato más. Yo creo que visité toooodo, 

Los expositores majísimos, me ayudaron mucho, pusieron de su parte, aportaron ideas y atrezzo. Si el momento lo permitía, les enseñaba la foto hecha en su stand. Muy cariñosos, la verdad. 

Estoy muy agradecida, así que mandarles desde aquí un beso. Mil gracias por la ayuda. 

caty blythe y los expositores de la feria de desembalaje


Antes de irme, fui a buscar la compra que hice para Caty: esta cama de madera, con un colchón y una colcha blanca.

Un par de días después hice esta foto, con Caty desayunando en su nueva cama. Una taza de café y unas gotitas de Channel nº5, a lo Marilyn Monroe. Momentos de relax, después de la vorágine de la desembalaje.


caty blythe doll

Y es que de verdad, fue un día muy bonito y especial. Lleno de emociones y de momentos divertidos e inolvidables. 

caty blythe en la desembalaje bilbao

Yo creo que hice unas 70 fotos. O más. No las conté.
Las que si he contado, han sido las que he seleccionado, para seleccionar. Ahora son 54 (en la imagen falta una) y estoy intentando (con ayuda inestimable de mis cómplices) reducirla a 20, que serán las que haré transferencia a madera con ellas y que expondré en marzo.

Está muy difícil. Ahí, ando porque feo es decirlo, pero me gustan todas. No sé cuales descartar...

seleccionando fotos para la exposición en 35 desembalaje Bilbao

Y como quiero que sea sorpresa, he desenfocado la imagen. Para que vayáis a la 35 Desembalaje Bilbao a ver la exposición de Caty Blythe. Estaremos encantadísimas de veros y puede que haya hasta sorpresas.

Mientras esto ocurre, os dejo con un vídeo, de la estantería de mi casa, donde tengo los tesoros que he encontrado para Caty, en las distintas desembalajes a las que he ido: una silla, una bañera de metal y la cama.

También allí tengo, la vespa y la bici vintage, una mesita con un mini portaretratos... Y pronto habrá decoración navideña.



Vale, me repito mucho. Pero reitero las gracias a la organización por ofrecerme el reto y la oportunidad. A los expositores, por su ayuda y cariño en el momento de hacer las fotos. Y a mi amiga Nekane, por su ayuda, cariño, apoyo... 

Estoy muy ilusionada. Ahora queda trabajar las transferencias a madera y tenerlo todo preparado para marzo.

Antes, del 16 de enero al 17 de febrero, expondré en Basauri, en el Aula de Cultura de Pozokoetxe. La temática es totalmente diferente. Son fotos hechas durante nuestras excursiones y paseos. Y también Basauri, como el pueblo que me acogió con tanto cariño y que me ha dado tanto.

Lo dicho. se avecinan tiempos ocupados en preparativos de exposiciones. ¡Y que no pare!
Besos.

suscríbete por email a silmariñecas

2 comentarios:

  1. Menuda crónica. Me gusta mucho como has vestido a Caty, esa piel del cuello es una maravilla, menudo estilazo. Enhorabuena por la exposición. Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Graaaaacias muchas gracias. Jijijijiji para mí quisiera el traje :)
      :* Besitos

      Eliminar

Gracias por comentar y por tu visita.
¡Vuelve pronto! Besos

Blogging tips